Farena

Villa medieval situada en una pendiente sobre el río Brugent.

Su núcleo urbano de calles y casas empedradas le dan un sabor antiguo y presenta el desnivel característico de un pueblo de montaña, por lo que no se puede acceder en coche.

Desde diferentes lugares del pueblo y en las cercanías podemos divisar espléndidas vistas.

Su entorno natural es muy atractivo debido a Su emplazamiento en las montañas del Prades, junto al río Brugent. En sus orillas encontramos numerosas fuentes, saltos de agua y Pozas para el baño.

En los alrededores encontramos, el estrecho de la Riba, llamado así debido a que el río Francolí ha excavado un profundo desfiladero, que recibe las aguas del río Brugent. Lugar de interés para senderismo y deportes de montaña.